El monólogo de Santiago Segura en los Goya

Posiblemente lo único que se salvó de la soporífera gala. Yo he de reconocer que me reí bastante. Lo malo de todo, es que me da que no pillaron las indirectas, o eso o son buenos actores. 😀


 

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *