Si es caro, es mejor

“Si es caro, es mejor” es una máxima que casi nunca suele fallar en publicidad: asociar un coche, un reloj, una joya o, incluso, una marca de turrón con un precio elevado ayuda a conferirles un halo de óptima calidad, de producto especial. En estos tiempos que corren, parece que de las leyes del marketing no se libran ni los medicamentos, tal y como apunta esta curiosa investigación estadounidense.

Y me pregunto yo, ¿ocurre lo mismo con los juegos de mesa? ¿Un juego de mesa que cuesta 50-70 EUR. hace que sus compradores sean sugestionados y piensen que por ello es un mejor juego? ¿existe el efecto placebo en los juegos de mesa?

Mi opinión es que si.

Comparte este post a tus amigos con:

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.