Freaks

Desde siempre los Freaks o monstruos de circo siempre me han interesado como fen√≥meno, tanto es as√≠ que incluso llegue a dise√Īar una aventura para Unknown Armies llamada “Feria de Monstruos”¬†de la que guardo gratos recuerdos y¬†con que la que obtuve el primer premio de Ossian 2002. Es una de las historias con las que m√°s he disfrutado jugando a rol y m√°s satisfacciones personales me ha dado.

Los ‚Äúfreaks‚ÄĚo fen√≥menos de feria han cautivado a la humanidad desde antes del S. XIX. Tal es el caso que en la √©poca victoriana eran comunes los espectaculos con hombres con extra√Īas enfermedades, siamesas, enanos bailarines, hermafroditas, mujeres barbudas, ovejas con seis patas, sirenas y dem√°s fen√≥menos de esta √≠ndole. La era victoriana fue una importante √©poca de cambio social, que impuls√≥ la popularidad de estos ‚Äúfreak shows‚ÄĚ.

Victorian FreaksAs√≠ que si quieres profundizar m√°s en este apasionante tema, quiero recomendarte encarecidamente un libro:¬†‚ÄúVictorian Freaks: The Social Contexto of Freakery in Britanin‚ÄĚ de Marlene Tromp, donde se repasa el contexto social de muchos de estos personajes en la √©poca victoriana. En √©l se habla, entre otros, de figuras tan controvertidas como Joseph Merrick (El hombre elefante), conocido cinematogr√°ficamente por la pel√≠cula basada en su historia de David Lynch (una de las pocas que ha logrado emocionarme); Daniel Lambert (El rey de los Gordos); Julia Pastrana (La mujer barbuda) o Laloo (el maravilloso chico Indio y su siam√©s par√°sito). Imprescindible.

Comparte este artículo: