Los Invasores de Marte (icehouse)

Extraterrestres humanoides llegan a la Tierra, desde su cuartel general en el Olympus Mons (el mayor volcán del Sistema Solar) en el complejo volcánico de Tharsis, en una flota de gigantescos platillos voladores que “aparcan” sobre las principales ciudades del mundo. Son hostiles y despiadados, y vienen a robar toda el agua de la tierra y cosechar a la humanidad como fuente de alimento, dejando sólo unos pocos como esclavos y soldados/carne de cañón para las guerras que los invasores de Marte tienen con otras razas extraterrestres. Están dispuestos a destruir todo signo de vida de la Tierra. Son depredadores.>

Este casi seguramente sea el segundo juego de mi reto para el 2007. Se trata nuevamente de un juego familiar donde principalmente priman las negociaciones (comercio entre jugadores) y la gestión de la mano (zona de embarque).

Para jugar a este juego serán necesarios 6 sets de ICEHOUSE (de colores: Rojo, Naranja, Amarillo, Verde, Azul y Morado). Existe una variante opcional donde necesitarás además Negro y Blanco.

Así a grandes rasgos se trata de una especie de Bohnanza, aunque hay diferencias sustanciales, donde se usan pirámides de icehouse en vez de cartas de judías; y donde he añadido la posibilidad de que las pirámides (marcianos) puedan mutar entre ellos en la zona de embarque (el equivalente a la mano) dependiendo de su color, de forma parecida al Spectra, con lo cual se puede modificar (a priori) la secuencia de marcianos, que al igual que en el Bohnanza van en orden. Me resulta bastante interesante el poder jugar con los colores primarios y secundarios.

Las naves nodrizas vienen representadas por cartas de Sticheln, y su valor será los escuadrones marcianos que tienes que embarcar en ellas antes de colonizar la Tierra. Si colonizas antes de llenar su capacidad no sólo no ganarás puntos de victoria, sino que obtendrás una penalización igual al tamaño de la nave nodriza.

Otra cosa importante es que todos los marcianos son equiprobables. Existe el mismo número de cada tipo (de un color que de otro).

No he podido probarlo todavía en profundidad (sólo conmigo mismo y mis amigos invisibles del planeta Raticulin), pero pinta bastante bien.

Gracias a aSoso por sugerirme hacer un juego de comercio, gracias a una charla con él a través de msn salto la chispa de mis neuronas, cada vez más aletargadas.

¿Qué os parece la idea?

Comparte este post a tus amigos con:

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *