It’s Mine (variantes)

Una de las cosas que más me gusta del It’s Mine (de Unai Rubio) es la gran rejugabilidad que tiene. El juego viene con 4 Ciudades distintas que se juegan por separado (Barcelona, París, Londres y Roma) que hace que cada una de ellas implique una forma diferente de jugar y un objetivo a largo plazo distinto. Luego, como solo se juega en cada partida con 3 Distritos, hay miles de combinaciones posibles (por no decir millones).

Pero aun así, desde las primeras partidas pensé en la idea de si sería factible (sin romper el espíritu del juego, que creo que está bastante conseguido) el poder combinar algunas dos o más de ellas. Así que, tras comentárselo a Mont Tàber para ver si habían hecho pruebas en este sentido, me he propuesto hacerlo. Esto son mis primeras ideas que voy a aplicar en mis próximas partidas.

COMBINANDO DOS CIUDADES

Tras meditarlo durante varios días, al final llegué a estas conclusiones. Tened en cuenta que son simples disertaciones teóricas que quizás luego en la práctica no den tan buenos resultados. Os comento a las conclusiones que yo he llegado por si alguien se anima a probarlas.

Cartas neutrales a eliminar

En primer lugar, considero que hay que quitar la misma cantidad de cartas neutrales que las cartas que se añaden con la segunda Ciudad a combinar; es decir, habría que eliminar (al menos) 3 Jefes y 6 Acciones neutrales (y no sé si 5 Distritos, esto tampoco lo vería estrictamente necesario, ya que al fin y al cabo se barajan y solo se sacan tres a juego en cada partida).

Así que tras un minucioso repaso a las cartas, organizándolas por coste y colores, al final me he decidido por eliminar estas cartas neutrales en las partidas con dos Ciudades:

  • Distritos: The Party, The Museum, The Art Gallery.
  • Jefes: The Priest, The Pimp, The Gentleman.
  • Acciones: Notes Only (x1), Ladies Bro (x2), Bulletproof, New Complex, Faded Glamour.

El principal problema que hay ahora es que el equilibro que hay con la terna de colores verde-azul-amarillo se ha visto algo trastocado, ya que hemos quitado 3 cartas de Acción verdes, 2 azules y una única amarilla. Esto quiere decir además que ahora será algo más sencillo jugar cartas (hemos quitado cartas de coste 3 y, en proporción, hay más amarillas que dan fichas de póquer). Por contra, ahora se pierden dos protecciones contra la quema de cartas verdes y dos beneficios para cartas rojas (que son encima las más escasas).

Ciudades candidatas

Ahora toca decidir qué Ciudades son las mejores candidatas para ser combinadas. Tras estudiar las cuatro, desde un primer momento he visto que París es la candidata perfecta por su concepción del mazo y/o habilidades: dan puntos por cartas celestes (de París) y añaden iconos de obras de arte (así que de alguna manera se equilibra las tres cartas neutrales verdes retiradas).

Como Ciudad acompañante, al final me he decidido por Roma, ya que no hace mucha referencia a los colores verde-azul-amarillo, y por tanto ese desequilibrio inicial se ve minimizando. Además, para la habilidad de Pizzo (x4) da igual el color (otra forma de minimizar el impacto).

Así que si tengo que elegir primero que dos ciudades combinar lo haré con París y Roma. Ahora bastaría crear un trasfondo molón del estilo del de la introducción que habla del Dr. Klaus que se lea al comienzo de la partida para poner en situación, y el resto del juego sería igual.

La tercera Ciudad candidata sería Londres. Así que como segunda opción jugaré París + Londres, y como tercera Roma + Londres.

Por contra, Barcelona, de momento la veo la Ciudad más complicada de combinar a priori, así que la pongo en cuarentena. Considero que con estos cambios Modernisme (x4) es una carta que pierde valor por el desequilibrio que hay de colores, aunque también es cierto, que los Jefes pueden apañarlo (con su habilidad de que las Acciones rosas en sus Distritos cuenten como otro color). No obstante, habrá cartas sensiblemente mejores que otras, lo cual posiblemente incremente el factor azar en la construcción de la mano en cada ronda de Acción y de aun más poder a la primera carta jugada en el juego de turnos.

Quizás dándole a Modernisme alguna regla adicional del estilo de la que da The Undertaker podría estar divertido y sería un plus. Es más, se me ocurre que se aplique en lugar de tu pila de descartes, sobre la del contrario. Algo parecido a esto: “Por cada Modernisme que tengas en un área de distrito después de la última ronda de Acción, inmediatamente elige una Acción de la pila de descartes de tu oponente y juégala sin coste en su misma área de Distrito, pero sin exceder el límite de tres Acciones sobre un mismo Jefe. Si el oponente no tiene cartas en su pila de descartes, ignóralo.”

Resumiendo, prueba a combinar en este orden:

  1. París + Roma.
  2. París + Londres.
  3. Roma + Londres.
  4. Paris + Barcelona (con Modernisme opcional).
  5. Roma + Barcelona (con Modernisme opcional).
  6. Londres + Barcelona (con Modernisme opcional).

¿Cómo lo veis?

 

Entradas relacionadas

One thought on “It’s Mine (variantes)

  1. A mi me parece, también, que la peor candidata para la variable es Barcelona. Roma es quizá la ciudad más manejable y que yo pondría sí o sí en la mayoría de combinaciones.
    Habrá que pensar en lo que hablas de Modernisme que parece, efectivamente, buena candidata a buscarle la vuelta.
    Muchísimas gracias por la aportación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *