logo

Mostrar Mensajes

Esta sección te permite ver todos los posts escritos por este usuario. Ten en cuenta que sólo puedes ver los posts escritos en zonas a las que tienes acceso en este momento.


Mensajes - Greene

Páginas: [1] 2 3 ... 360 >>
1
Sesiones de juego / Re:Ayer jugué a...
« en: Hoy a las 14:54:40 »
De todas formas, por ampliar un poco el comentario, es raro que los demás jugadores, habiendo jugado ya al DS, te dejasen puntuar tantas veces y con presencia en tantas losetas la carta de supervivencia, porque precisamente eso es algo que no cambia respecto al DS original (cambia vents por tundras y nada mas) y normalmente en nuestras partidas al original (y por tanto también en el Marine) eso es algo que se controla mucho por los demás jugadores, y es algo por lo que se pelea bastante, no ya por puntuarlo, sino por impedir que nadie pille muchos puntos ahí.

2
Sesiones de juego / Re:Ayer jugué a...
« en: Hoy a las 13:40:21 »
Ayer jugué a Dominant Species: Marine a 4 jugadores.

Debut para todos aunque los otros tres ya habían jugado al DS original. Yo no, así que iba con las reglas del Marine miradas y con cero prejuicios comparativos con su hermano mayor.

Partida marcada desde el inicio porque me fui con los PV a Sebastopol y nadie me cogió.

Reptiles 275
Crustáceos 195
Peces 167
Cefalópodos 148

Y eso ocurrió porque mientras los demás se entretenían en coger elementos, hacer wanderlust y especiarse sin parar, yo fui a machacar lo que daba puntitos. Mucha evolución puntuando cartas brutas y, sobre todo, tener la carta de supervivencia más de la mitad de la partida, puntuando mi presencia en 5 o 6 vents en cada ocasión. Es decir, 15 o 21 PV cada vez que se puntuaba la supervivencia. Los peces se dieron cuenta al final y, en una migración masiva, me quitaron el monopolio, pero ya andaba yo unos 100 PV por encima de los demás y quedaba poca partida.

------------------------

Al final me quedó una sensación amarga porque no me gusta que haya tanta diferencia de puntos. Prefiero perder pero que esté mucho más reñido y que cualquiera pueda ganar en cualquier lance. Rememorando la partida a lo largo del día de hoy, creo que se debió a falta de experiencia o incluso la "confusión" por parte de mis compañeros de mesa, que seguramente pensaban que funcionaría igual que el Dominant clásico. La mecánica de colocar peón sólo por la derecha o por debajo de los que ya tengas en el display me parece muy original dentro de la resobada colocación de trabajadores. Hubo varios momentos de tensión y puteo quitándonos acciones. Creo que es un juego un poco loco, donde hay que aprovechar los golpes de fortuna: una resiembra con fichas propicias, una carta de evolución que te pilla perfecta, una fase de extinción en el peor momento... Y justamente esa fantasía que dan las cartas vuelve a hacerlo atractivo, para que no sea un mero muevecubos para generar mayorías. Ya existe El Grande. No necesitamos dos iguales. El tiempo dirá si es un festival de injusticia o una juego astuto donde se premia al que mejor preparado está en el momento idóneo. A mi me ha dejado con muchas ganas de repetir, que no es poco. Muy buena señal, de hecho. Ahora ya saben que, aunque los vents puntúen menos que una mierda en sí mismos, hay que invertir en ellos para no dejarle la carta de supervivencia al mismo animal durante toda la partida. Eso fue un abuso.

Lo que yo puedo aportar a todo lo que has dicho y que comparto, habiendo jugado unas cuantas partidas al DS original (9) y 3 al Marine, es que aun siendo básicamente la misma idea, tras la primera partida al Marine te das cuenta de que has de cambiar totalmente el chip que traes del original, porque la forma de jugar uno y otro cambia mucho en cuanto a cómo enfocar tus jugadas.

Desde mi punto de vista, hay dos cambios que son determinantes en este sentido, la forma de computar y puntuar las dominancias, y el hecho de poner peon y resolver frente a colocar primero todos los peones y resolver luego de forma secuencial.

Ya lo comenté de forma algo más desarrollada en algún otro post, no se si de este mismo hilo o en alguno dedicado específicamente al Marine, respondiendo a la pregunta de algún usuario.

3
BSK / Re:Premio Agarrao 2021
« en: 09 de Septiembre de 2021, 16:27:58  »
Bueno…, yo caí el segundo, creo, el 8 de enero…

Pero visto lo visto, si por casualidad me llega a tocar algo de la Pedrea, que sea de White Dog Games 😜😄😄😄

Jajaja, la pedrea... ¡Tú compra!

No, no, si comprar ya lo hago. A manos llenas 😅

Lo que me cuesta es conciliar los horarios y la disponibilidad de la gente para jugar 😂😂😂

4
BSK / Re:Premio Agarrao 2021
« en: 09 de Septiembre de 2021, 14:22:27  »
Bueno…, yo caí el segundo, creo, el 8 de enero…

Pero visto lo visto, si por casualidad me llega a tocar algo de la Pedrea, que sea de White Dog Games 😜😄😄😄

5
Pues me parece genial, yo nunca he jugado a ningún C&C y ahora podré elegir entre dos en castellano.
O cinco: Memoir 44, La gran guerra, Battlelore, Batallas de Poniente y, ahora, C&C: Napoleonics.

O incluso seis, que Devir anunció hace unos meses el C&C: Ancients en castellano.

6
Sesiones de juego / Re:1944: RACE TO THE RHINE (AARs)
« en: 20 de Agosto de 2021, 21:51:45  »
En el KS no he entrado, pero cuando llegue a tiendas si que tengo intención de comprarlo.

7
Sesiones de juego / Re:1944: RACE TO THE RHINE (AARs)
« en: 20 de Agosto de 2021, 07:53:35  »
Gracias por la opinión. Lo suyo es jugarlo a tres con sus reglas claro. Lo decía más que nada por que algún amigo no es muy de puteo... (Miedo a perder o más bien a que lo gane otro del grupo..), y aunque aquí no hay mucho seguro que pregunta si tiene versión fullcop antes de sacarlo a mesa.

Lo que te dice Ben.

El juego es un euro de gestión, pero que representa muy bien la lucha interna entre los tres Ejércitos aliados en su avance hacia el Rin, la pelea entre los generales para poder disponer de los recursos necesarios, que evidentemente eran limitados, etc (pelea acompañada por las rencillas y animadversiones personales y lucha de egos incluida).

Esta situación histórica está reflejada en el juego de forma maravillosa y muy lograda temáticamente, siendo como es puramente un euro, para nada un wargame.

Quitarle al juego esta combinación entre la necesidad de colaborar en derrotar al enemigo común pero a la vez la competir por ser el general que se lleve las portadas de haber sido quien ha cruzado el Rin (y poder restregárselo en la cara al estirado de Monty o al patán de Patton), lo convertiría en un juego mediocre y sin sentido, en mi opinión, porque precisamente su gran virtud es lo bien que integra en sus mecánicas esa realidad histórica que quiere representar.

Si no gusta esa competición, las zancadillas que se ponen en el juego (inherentes a él y que “deben” ponerse para que el juego cobre sentido) y se prefiere un cooperativo puro, mi opinión es que mejor miréis otro juego diseñado directamente para jugar en coop, que seguro que os será más satisfactorio.

8
Bueno, pues como veo que Asur no se arranca lo hago yo, pero le dejo a él el tocho de calidad porque ya lleva mínimo 4 partidas. Asur, no falles. Escribe, golfo. Te tengo fichado y sé que lo haces a gusto y muy bien.

Ayer partida a 4 por TTS con Asurín, el experto, y 3 novatos entre los que me encuentro. Igual hay que impugnarle las tres partidas anteriores porque con los envíos a las ciudades estaba subiendo el track personal del emisor del envío en vez del track de la ciudad receptora  ;D :P

Ante todo debo confesar que, tras la anestesia neuronal de ayer, donde me fui a dormir incapaz de articular sensación ninguna, me he levantado hoy con unas intensas ganas de volver a jugar inmediatamente. Puede que sea porque el juego me gustó, puede que sea porque hice una partida de absoluta mierda y mi competitividad me lleva a querer superarme... o puede que sea por ambas. En cualquier caso, muy buena señal.

Las reglas pueden abrumar mientras te las cuentan (no tanto si las lees con pausa y atención), sobre todo la preparación del setup. Por suerte el módulo de TTS automatiza el proceso de forma espectacular. En el fragor de la batalla es mucho más sencillo entender lo que pasa y por qué. Nada rebuscado. No es tan fácil, sin embargo, aglutinar en la cabeza las opciones disponibles para llevar a cabo lo que necesitas. Intuyo que con el paso de las partidas se irá disipando este drama mental de jugador primerizo. Uno de los conceptos más difíciles de recordar es que para entregar recursos a las capitales, éstos han de estar en tus fábricas en el mapa (tabero central), no en tus trenes/almacenes (tablero personal). Y para construir vías has de usar los recursos de tus trenes/almacenes... pero no los de tus fábricas del mapa. Con una acción de las muchas disponibles en la fase central de elección de acciones se pueden llevar recursos de tus fábricas a tus trenes/almacenes.

El juego es duro. Más de lo que yo esperaba. El dinero escasea y se gasta fácilmente. Al menos si eres un difuso mental como un servidor o si te patean los tobillos como uno de los contendientes me hizo a mi. Porque el juego tiene interacción, ojo. Comprar recursos cuesta dinero, contratar nuevos trabajadores cuesta dinero, comprar trenes cuesta dinero, construir estaciones y fábricas cuesta dinero. Para salir de la indigencia económica has de generar ingresos con almacenes y trenes de pasajeros. También puedes y debes enviar recursos a las ciudades que lo requieran (generalmente las 4 capitales). Otra opción es vender acciones de tu empresa... tan lucrativo como peligroso. Y en esa curva murieron dos jugadores: yo, deshaucidado desde bien pronto, y uno de los que luchaba por la victoria final, que se bajó del carro in extremis por exceso de sonrisas a sus accionistas.

La interacción aparece en diferentes márgenes. Por una parte tenemos la opción de construir vías entre ciudades donde otros jugadores ya han colocado las suyas. Tendremos que pagarles dinero. También está el encarecimiento de recursos y fábricas conforme se van comprando. Habrá que tener en cuenta los huecos disponibles en el tablero para construir nuevas fábricas, que son limitados. También será relevante saber el bonus que te da llegar a una nueva ciudad con tus enlaces: un nuevo hueco para construir fábricas, saltos de influencia o "tokens de negocios" para canjear por ventajas suculentas. Cuando varios jugadores llegan a las mismas ciudades que demandan recursos, vendérselos antes que los demás les puede dejar con el culo roto. Finalmente tenemos interacción en la amenaza de que la partida acabe antes de las 8 rondas cuando mínimo un jugador consiga unir Viena con Trieste. Si llevas tu tempo de querer hacer un determinado número de cosas y no te da tiempo porque a un velocista le da por cerrar partida antes de lo que tú querías, adiós mundo.

Casi todo esto lo sufrí yo ayer y básicamente viene dado por compartir "ruta" con otro jugador. Si decides escoger un camino lejos de los demás, no sufrirás tanto. La competencia se paga. En un turno de la ronda 2, me quedé sin dinero pero con todo preparado para hacer una vía hacia una capital y entregarle uno de mis recursos. Esa venta me daría liquidez para seguir gastando en infraestructura y salir del hoyo. Bien, pues uno de los jugadores decidió construir la conexión que yo necesitaba. Cuando yo la quise hacer, debería haberle pagado un dinero que no tenía. Con lo cual tuve que dedicarme a hundir el hocico en el barro para sacar dinero. Para aquel entonces tuve que sopesar si me salía mejor irme a otra ciudad o qué cojones hacer, porque ya me estaba doliendo la patada en la entrepierna... únicamente por no haberme dejado una calderilla sobrante en el monedero para poder costearme ese solape de vías con el contrincante.

Y a partir de ahí, como poner vías es duro (necesitas recursos y trabajadores cualificados), no es fácil cambiar de estrategia y separarse del enemigo. En este caso concreto conviví con mi pesadilla toda la partida. Dicho jugador me fue trastabillando varias veces más por haberse hecho con el timing correcto y llevarme un capítulo de ventaja.

Otro punto interactivo es la influencia. No sólo la relativa entre los jugadores, que marca el órden de turno, sino la posición entre la de los jugadores y la de las capitales. Una entrega de mercancías a una ciudad, le subirá la influencia casi seguro. Eso puede hacer que algunos jugadores queden fuera de poder contratar trabajadores de esa ciudad... o en última instancia, ganar menos dinero al final de la partida. El dinero son puntos, vaya. Otro aspecto en el que fui a rastras todo el tiempo.

Muy importante también es saber cuándo hacer qué. En más de una ocasión elegí hacer una acción que podía haber hecho más tarde y la que necesitaba en ese momento la dejé pasar. Como consecuencia, otro jugador encareció lo que yo quería y, cuando quise ir al turrón, ya no tenía el dinero necesario.

Finalmente quería destacar la traca de fuegos artificiales al final de la partida. Por una parte tenemos un final indefinido que se puede acelerar antes de lo esperado si alguien conecta Viena y Trieste. Aquí tenemos en cuenta la posición ventajosa de alguien que decida finiquitar el juego antes de que sus perseguidores consigan lo que necesitan para poder ganar. Miedo e incertidumbre, que siempre vienen bien en un juego así. La segunda pedrada viene con el cumplimiento de contratos. Si nadie hace la conexión estrella en Trieste y la partida acaba, no se tienen en cuenta los contratos de nadie. En caso contrario, han de cumplirse todos. Los jugadores reciben dinero si los cumplen, pero ¡lo pagan! si no han podido cumplirlos. Y para más inri, están obligados a pagar a sus contrincantes por las conexiones utilizadas para llegar a Trieste, si ellos no han podido. Da igual si cumplieron contratos o no. Un dolor. El truco de magia final son los accionistas. Cada jugador perderá el 10% de su dinero total por cada accionista que haya usado a lo largo de la partida para financiarse. En mi caso concreto, que terminé con unos paupérrimos 600 pavos y utilicé 6 accionistas, sólo me quedé con el 40% de mi valor final, es decir, 240 sucios billetes que me garantizaron un último lugar a años luz de los demás. Cualquiera de ellos podría haber ganado o perdido en cualquier mínima decisión.

Mi impresión tras esta primera partida es querer jugarlo de nuevo y, muy posiblemente, hacerme con él de un modo u otro. Toca todos los palos que me flipan en un juego de estas características: mapa con rutas/logísitca, interacción, setup muy variable, economía dura, timing crítico, gestión de recursos y conteo de puntos final con sorpresas.

Muchísimas gracias por estas primeras impresiones, Lapu.

Provocas que el juego esté hoy más cerca de venirse a casa que ayer…  ;D ;D ;D

pues yo de momento sigo pensando lo mismo que hablamos en el canal, tras la lectura de reglas

Eso si, estoy deseando que me hagan cambiar de idea, porque lo tenia en el radar. De momento me ha parecido un juego que va a funcionar como un reloj, pero con exceso de informacion (o complejidad mejor dicho).
Me da pereza estudiarme un juego de este palo hoy en dia, me voy mas por la sencillez de reglas y complejidad en el desarrollo

P.S. Greene si me dices que me lo compre... acabo cayendo

 ;D ;D ;D

No, no, no me cargues de responsabilidades extra, que aun ni he tenido tiempo de leerme las reglas con detenimiento 😅

Pero ya sabéis que a falta de poder probar personalmente, a todas vuestras opiniones les doy gran valor, y todas me ayudan a hacerme una mejor idea de lo que es el juego :)

9
Bueno, pues como veo que Asur no se arranca lo hago yo, pero le dejo a él el tocho de calidad porque ya lleva mínimo 4 partidas. Asur, no falles. Escribe, golfo. Te tengo fichado y sé que lo haces a gusto y muy bien.

Ayer partida a 4 por TTS con Asurín, el experto, y 3 novatos entre los que me encuentro. Igual hay que impugnarle las tres partidas anteriores porque con los envíos a las ciudades estaba subiendo el track personal del emisor del envío en vez del track de la ciudad receptora  ;D :P

Ante todo debo confesar que, tras la anestesia neuronal de ayer, donde me fui a dormir incapaz de articular sensación ninguna, me he levantado hoy con unas intensas ganas de volver a jugar inmediatamente. Puede que sea porque el juego me gustó, puede que sea porque hice una partida de absoluta mierda y mi competitividad me lleva a querer superarme... o puede que sea por ambas. En cualquier caso, muy buena señal.

Las reglas pueden abrumar mientras te las cuentan (no tanto si las lees con pausa y atención), sobre todo la preparación del setup. Por suerte el módulo de TTS automatiza el proceso de forma espectacular. En el fragor de la batalla es mucho más sencillo entender lo que pasa y por qué. Nada rebuscado. No es tan fácil, sin embargo, aglutinar en la cabeza las opciones disponibles para llevar a cabo lo que necesitas. Intuyo que con el paso de las partidas se irá disipando este drama mental de jugador primerizo. Uno de los conceptos más difíciles de recordar es que para entregar recursos a las capitales, éstos han de estar en tus fábricas en el mapa (tabero central), no en tus trenes/almacenes (tablero personal). Y para construir vías has de usar los recursos de tus trenes/almacenes... pero no los de tus fábricas del mapa. Con una acción de las muchas disponibles en la fase central de elección de acciones se pueden llevar recursos de tus fábricas a tus trenes/almacenes.

El juego es duro. Más de lo que yo esperaba. El dinero escasea y se gasta fácilmente. Al menos si eres un difuso mental como un servidor o si te patean los tobillos como uno de los contendientes me hizo a mi. Porque el juego tiene interacción, ojo. Comprar recursos cuesta dinero, contratar nuevos trabajadores cuesta dinero, comprar trenes cuesta dinero, construir estaciones y fábricas cuesta dinero. Para salir de la indigencia económica has de generar ingresos con almacenes y trenes de pasajeros. También puedes y debes enviar recursos a las ciudades que lo requieran (generalmente las 4 capitales). Otra opción es vender acciones de tu empresa... tan lucrativo como peligroso. Y en esa curva murieron dos jugadores: yo, deshaucidado desde bien pronto, y uno de los que luchaba por la victoria final, que se bajó del carro in extremis por exceso de sonrisas a sus accionistas.

La interacción aparece en diferentes márgenes. Por una parte tenemos la opción de construir vías entre ciudades donde otros jugadores ya han colocado las suyas. Tendremos que pagarles dinero. También está el encarecimiento de recursos y fábricas conforme se van comprando. Habrá que tener en cuenta los huecos disponibles en el tablero para construir nuevas fábricas, que son limitados. También será relevante saber el bonus que te da llegar a una nueva ciudad con tus enlaces: un nuevo hueco para construir fábricas, saltos de influencia o "tokens de negocios" para canjear por ventajas suculentas. Cuando varios jugadores llegan a las mismas ciudades que demandan recursos, vendérselos antes que los demás les puede dejar con el culo roto. Finalmente tenemos interacción en la amenaza de que la partida acabe antes de las 8 rondas cuando mínimo un jugador consiga unir Viena con Trieste. Si llevas tu tempo de querer hacer un determinado número de cosas y no te da tiempo porque a un velocista le da por cerrar partida antes de lo que tú querías, adiós mundo.

Casi todo esto lo sufrí yo ayer y básicamente viene dado por compartir "ruta" con otro jugador. Si decides escoger un camino lejos de los demás, no sufrirás tanto. La competencia se paga. En un turno de la ronda 2, me quedé sin dinero pero con todo preparado para hacer una vía hacia una capital y entregarle uno de mis recursos. Esa venta me daría liquidez para seguir gastando en infraestructura y salir del hoyo. Bien, pues uno de los jugadores decidió construir la conexión que yo necesitaba. Cuando yo la quise hacer, debería haberle pagado un dinero que no tenía. Con lo cual tuve que dedicarme a hundir el hocico en el barro para sacar dinero. Para aquel entonces tuve que sopesar si me salía mejor irme a otra ciudad o qué cojones hacer, porque ya me estaba doliendo la patada en la entrepierna... únicamente por no haberme dejado una calderilla sobrante en el monedero para poder costearme ese solape de vías con el contrincante.

Y a partir de ahí, como poner vías es duro (necesitas recursos y trabajadores cualificados), no es fácil cambiar de estrategia y separarse del enemigo. En este caso concreto conviví con mi pesadilla toda la partida. Dicho jugador me fue trastabillando varias veces más por haberse hecho con el timing correcto y llevarme un capítulo de ventaja.

Otro punto interactivo es la influencia. No sólo la relativa entre los jugadores, que marca el órden de turno, sino la posición entre la de los jugadores y la de las capitales. Una entrega de mercancías a una ciudad, le subirá la influencia casi seguro. Eso puede hacer que algunos jugadores queden fuera de poder contratar trabajadores de esa ciudad... o en última instancia, ganar menos dinero al final de la partida. El dinero son puntos, vaya. Otro aspecto en el que fui a rastras todo el tiempo.

Muy importante también es saber cuándo hacer qué. En más de una ocasión elegí hacer una acción que podía haber hecho más tarde y la que necesitaba en ese momento la dejé pasar. Como consecuencia, otro jugador encareció lo que yo quería y, cuando quise ir al turrón, ya no tenía el dinero necesario.

Finalmente quería destacar la traca de fuegos artificiales al final de la partida. Por una parte tenemos un final indefinido que se puede acelerar antes de lo esperado si alguien conecta Viena y Trieste. Aquí tenemos en cuenta la posición ventajosa de alguien que decida finiquitar el juego antes de que sus perseguidores consigan lo que necesitan para poder ganar. Miedo e incertidumbre, que siempre vienen bien en un juego así. La segunda pedrada viene con el cumplimiento de contratos. Si nadie hace la conexión estrella en Trieste y la partida acaba, no se tienen en cuenta los contratos de nadie. En caso contrario, han de cumplirse todos. Los jugadores reciben dinero si los cumplen, pero ¡lo pagan! si no han podido cumplirlos. Y para más inri, están obligados a pagar a sus contrincantes por las conexiones utilizadas para llegar a Trieste, si ellos no han podido. Da igual si cumplieron contratos o no. Un dolor. El truco de magia final son los accionistas. Cada jugador perderá el 10% de su dinero total por cada accionista que haya usado a lo largo de la partida para financiarse. En mi caso concreto, que terminé con unos paupérrimos 600 pavos y utilicé 6 accionistas, sólo me quedé con el 40% de mi valor final, es decir, 240 sucios billetes que me garantizaron un último lugar a años luz de los demás. Cualquiera de ellos podría haber ganado o perdido en cualquier mínima decisión.

Mi impresión tras esta primera partida es querer jugarlo de nuevo y, muy posiblemente, hacerme con él de un modo u otro. Toca todos los palos que me flipan en un juego de estas características: mapa con rutas/logísitca, interacción, setup muy variable, economía dura, timing crítico, gestión de recursos y conteo de puntos final con sorpresas.

Muchísimas gracias por estas primeras impresiones, Lapu.

Provocas que el juego esté hoy más cerca de venirse a casa que ayer…  ;D ;D ;D

10
Reglamento disponible para descarga en la web de Capstone:

https://capstone-games.com/board-games/imperial-steam/

.

Esto venía a poner. En cuanto pueda le meto glóbulo ocular.

Pues me mantengo a la espera de tus comentarios una vez leídas las reglas ;)

Lo mismo que quienes lo probéis en TTS. Se agradecerá leer vuestras opiniones.

11
Reglamento disponible para descarga en la web de Capstone:

https://capstone-games.com/board-games/imperial-steam/

.

12
Reseñas escritas / Re:Futuropia
« en: 31 de Julio de 2021, 07:47:11  »
Muchas gracias por la reseña. Suena muy interesante.

Se agradece que de vez en cuando alguien se salga del juego del año de la semana para comentar otras cosas que han pasado más desapercibidas :)

13
Off topic sobre en número de paginas del otro hilo (y de cualquier hilo en general):

Puede tener 5 para unos, puede tener 9 para otros, puede tener 3 como es mi caso, etc, en función de como tengas configurado el foro en tu perfil, ya que se puede escoger el número de mensajes por página.

El dato objetivo es que el otro hilo tiene actualmente 74 mensajes.

Y en este llevemos ahora 32.

Cierro off topic.

14
Cajón de sastre / Re:¿Qué estás leyendo?
« en: 25 de Julio de 2021, 22:51:21  »
En cuanto a lo que estoy leyendo ahora, recién he acabado “Talleyrand”, de Xavier Roca-Ferrer, y estoy empezando con “Ciudadanos: Una crónica de la Revolución francesa” de Simon Schama.

15
Cajón de sastre / Re:¿Qué estás leyendo?
« en: 25 de Julio de 2021, 22:42:19  »
Ahora estoy con:

Inteligencia Militar, de John Keegan.

Por ahora me está gustando muchísimo. Haré una mini reseña cuando lo acabe.

Wargames e Introspección

Lo tengo en casa en la pila de libros pendientes de leer.

Me interesará leer esa mini-reseña, muchas gracias por adelantado :)



Páginas: [1] 2 3 ... 360 >>